Destripando Breaking Bad: El gas venenoso (fosfano) (T.1 Ep.1)

Termino con el primer capítulo de la serie con esta escena en la que dos mafiosos amenazan con matar a Walter White y Jesse Pinkman por entrometerse en sus negocios, pero Walter consigue convencerlos de que les puede enseñar a producir una metanfetamina mucho más pura de la que ellos tienen, para ello los invita al interior de la caravana donde va a producir el gas venenoso que va a "matar" a los dos villanos (sólo lo consigue con uno y el otro va a ser un gran problema)

En la escena se puede ver cómo Walter calienta agua y en instante de descuido de los mafiosos echa el fósforo rojo para que inmediatamente se forme el gas fosfano y sale corriendo dejando la puerta cerrada para intoxicar a sus enemigos (menos mal de Jesse no estaba en la caravana)


Primer error: esta reacción no se puede producir. En primer lugar voy a hablar del Fósforo

La palabra fósforo procede del latín fos (luz) foros (portador), es decir, portador de luz, no hace falta explicar más, ¿verdad?

Es el segundo mineral más abundante del organismo (lo comprobaremos en el capítulo 3 de esta temporada) ya que forma parte del ADN y ARN, huesos y dientes.


El fósforo se puede encontrar sobre todo en dos formas alotrópicas (propiedad de algunas sustancias simples de poseer estructuras atómicas o moleculares diferentes) el fósforo blanco y el fósforo rojo (ambas con la estructura P4 como se puede ver en la imagen), cada átomo se une a otros tres átomos de fósforo, pero en el primer caso forman estructuras "únicas" y en el segundo forma una red


El fósforo blanco se ha utilizado como arma química en multitud de conflictos bélicos (enlace) ya que se enciende de manera espontánea en el aire a una temperatura de 50°C y a bajas temperaturas si se divide finamente.

El fósforo blanco es extremadamente venenoso —una dosis de 50 mg puede ser fatal— y muy inflamable por lo que se debe almacenar sumergido en aceite o agua para evitar su contacto con el oxígeno. El contacto con el mismo provoca combustión inmediata y violenta. Provoca quemaduras si entra en contacto con la piel. La exposición continua al fósforo provoca la necrosis de la mandíbula. Esta combustión genera óxido de fósforo (V

Sin embargo, el fósforo rojo no se inflama espontáneamente en presencia de aire y no es tóxico, pero debe manejarse con precaución ya que puede producirse la transformación en fósforo blanco y la emisión de vapores tóxicos al calentarse.


Por lo tanto, y volviendo a nuestra escena, en la que Walter calienta agua y le echa un puñado de fósforo rojo produciendo una explosión y formación del fosfano sería imposible


Hubiese sido posible la formación de fosfano tal como podemos ver en la imagen: con fósforo blanco, una disolución de hidróxido sódico o potásico en agua caliente

En este enlaceA puedes encontrar más información, además de gran cantidad de reacciones en las que el fósforo blanco o rojo, son los protagonistas

La reacción de formación del fosfano (o fosfina) es la siguiente:


Resumiendo: esta escena la podemos utilizar para

- ALOTROPÍA

- Ajustar reacciones (tenemos muchas reacciones en enlaceA y enlaceB)

- Realizar cálculos estequiométricos





181 vistas0 comentarios